MENISCOS TOCADOS: ¿OPERACIÓN VIRTUAL Y A REHABILITARSE?

La presencia de meniscos degenerados o con sintomatología de lesiones es una de las grandes dolencias que acompañan a muchas personas que han sido deportistas y continúan con su práctica en edades adultas.

En los últimos 2-3 años, se ha iniciado una línea de investigación que comienza a evaluar los efectos reales de las operaciones quirúrgicas (la famosa artroscopia), en relación a los síntomas de dolor, vuelta a las actividades habituales, estabilidad de rodilla, satisfacción del paciente sobre su situación… Con una alternativa clara: seguir el mismo proceso de rehabilitación, pero sin pasar por el quirófano.

Porque claro, la opción de rehabilitarse de manera concienzuda («como si te hubieras operado»), añade el beneficio de no tener una cicatriz añadida a tus estructuras.

Os ponemos un ejemplo de un grupo de investigación muy potente de Finlandia, que ha emprendido un seguimiento exhaustivo de varios años ya en lesiones meniscales degenerativas. Las conclusiones a las que llegan, hacen sugerir que, posiblemente, una de las primeras líneas de actuación sean una buena revisión de fisioterapia, reeducación de la mecánica que puede llevarte al dolor y pérdida de funcionalidad, un proceso de rehabilitación exhaustivo y real (como si acabases de salir del hospital con tu artroscopia), y a partir de ahí, evaluar la evolución y contemplar si es necesaria o no la operación transcurridos unos meses.

Tened en cuenta que en este estudio, en un grupo de 70 personas operadas, 51 dicen estar satisfechas; pero es que de las 76 personas no operadas, 58 indican lo mismo (y se han ahorrado la operación).

Life is Movement, Love Elements!

2 Comentarios

  1. Ingrid

    Hola me han dañado los cuernos internos de meniscos un podólogo por ponerme taloneras.
    Me ha dicho traumatólogo que haga rehabilitación y que tengo muchos años de rodilla pero a mí me duelen y quiero saber si se regeneraran o si la fisioterapia es para disimular solo el dolor?
    Gracias y saludos

    Responder
    • Ivan Gonzalo

      Buenas.
      Lo mejor es buscarse un buen profesional de la fisioterapia inicialmente si hay mucho dolor, combinándolo con un entrenador o entrenadora que conozca la casuística de las rodillas.
      No hay solución sencilla cuando ya están tocadas (algo normal), y la primera línea de actuación recomendada es precisamente mejorar la funcionalidad y el dolor asociado, ver su evolución (con un buen tratamiento y entrenamiento), y desde ahí plantearse si es necesario operar o no.
      Un camino de pasos pequeños.
      Mucho ánimo y a por el reto de recuperarse.

      Responder

Enviar comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies